Del amor que proviene de la Cruz

El hombre es imagen y semejanza de Dios. Dios es el Amor. El hombre es semejanza e imagen del Amor pues fue hecho para Amar pero por el pecado cayó de la Gracia, esto es, del Amor, y por el pecado entró la muerte al mundo, muerte que es el odio.

Lucas-Cranach-The-Elder-Adam-and-Eve-in-the-Garden-of-Eden

El Gusano, la Serpiente Antigua, que para si misma ganó la Caída y también para los suyos,  cayó por soberbia más no llegó a ella por odio sino por desconfianza. El odio vino luego y fue el infierno para ellos. Pero de su pecado no llegó solo su muerte sino que, por su naturaleza ahora de odio, tentó al hombre, quien vivía en el Amor Velado de la Divinidad, y el hombre también cayó por desconfianza. Ésta fue la primera muerte pues el alma de los Primeros Padres murió a la Gracia, y fue el primer asesinato del asesino desde el principio.

Y así, el Hombre anduvo por la tierra sin amor y sin verdad, muerto en vida como un fantasma que perdura en la memoria de un recuerdo que debió ser hermoso. Pero llegada la plenitud de los tiempos, el Amor se hizo carne y debilidad, y revestido en humanidad dio su vida por la resurrección de aquellos que por tanto tiempo anduvieron muerto. Si la muerte acabó con la Era de la Gracia Primigenia, la muerte y, más aún, la resurrección inició la Era de la Redención.

El cristiano, que siendo Imago Dei está llamado a ser un Alter Christus, debe amar como Cristo amo: pendido en la Cruz. Aquél que se dice cristiano y no mira a la Cruz, o peor, la mira y observa dolor y tristeza, es un cristiano que no ha penetrado en el misterio redentor de Cristo y que por tanto no puede dar todo el amor para el que fue creado. Como una ánfora agujereada, no podrá ser llenada hasta los bordes sin desperdiciar el agua, y mucho antes de que llegue al hogar, ese precioso líquido habrá quedado esparcido por el camino.

El hombre que no ama no es verdaderamente hombre. El hombre que no ama con la intensidad de la Cruz no es totalmente cristiano. El hombre que no ama al Amor y, por este amor, ama como el Amor, ese hombre no se ha acercado al aterrador umbral de la santidad. Y la misión más alta del ser humano es precisamente ser uno de los santos de Dios. Pero al amor de la cruz no lo comprendo. Es un misterio que rebasa al hombre. ¿Cómo,pues, amamos como algo que no entendemos? El Cristo de Gala - Salvador Dali

Amamos como un santo, y he aquí la paradoja: para ser santos hay que amar como santos, como si una cosa no precediera a la otra o como si no fuera la consecuencia una de la otra; olvidando el hecho de que los santos lo son por su amor.

Para ser santos hay que ser santos. Para amar hay que amar.

Hay que amar con el amor de santa María Goretti. Hay que amar como san Ignacio de Antioquía. Como santa Bakhita, y san Esteban. Como Santa Teresa de Jesús y Santa Teresa Benedictina. Como san Francisco Xavier y san

Ama y solo ama.

Nuestra vocación es la vocación de la demencia pues amamos como Él que es amor, y su amor es la locura de la Cruz. Es la sangre y los clavos y las espinas enterradas en lo profundo de la piel. Ese es su amor y ese debe de ser nuestro amor.

“Amad a vuestros enemigos, rogad por quienes os maldigan”. Ama a los que te difaman y a los que no te aman. Ama a los que no amas y ama a los que más amas. Ama al pobre que pide limosna a las afueras de la Iglesia, al alcohólico que siempre te pide unas monedas, al jefe que te grita y denigra. Ama a la prostituta que vez al pasar por el camión, ama al niño huérfano que roba para vivir. Ama a quien te importuna. Ama al asesino de tu hermana y al que mató a un niño en la calle. Ama a los que no son amados y a los que no tienen amor para dar.

Ama.

Ama pues no será por un fruto que “seremos como dioses” sino por el amor de la Cruz. El amor que es acción, que es justicia y es belleza. El amor que es una Persona y que está llamado a la puerta.  Pues, al final de todo, “tanto amó Dios al mundo…”

sacred-heart

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s